Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia de navegación. Más información sobre cómo usamos las cookies y de qué manera puede cambiar su configuración. Info

Empresa

Fundada en 1956, Olimpia Splendid es una empresa leader en el mundo de la Climatizaciòn, de la Calefacciòn, del Tratamiento del aire y de los Sistemas hidronicos, gracias a productos unicos e innovadores.

EL GRUPO

Fundada en 1956, Olimpia Splendid es una empresa líder en el mundo de la Climatización, de la Calefacción, del Tratamiento del aire y de los Sistemas hidrónicos, gracias a productos únicos e innovadores.  Olimpia Splendid está presente en 45 mercados mundiales aproximadamente. La sede de Gualtieri (Reggio Emilia) representa el cuartel general del Grupo y la base logística en el territorio italiano.
La fábrica de Cellatica, en la provincia de Brescia, está dedicada a la fabricación de climatizadores de alta gama y sistemas hidrónicos.  A las fábricas italianas se añaden la filial productiva y comercial de Shangai (China), la filial comercial de Madrid (España) y, la de reciente creación, la filial comercial de París (Francia).

LA MISIÓN

Innovación user friendly: la identidad de marca Olimpia Splendid está fundada en el concepto de una innovación tecnológica que nunca es un fin en sí mismo, sino que representa el medio para satisfacer nuevas exigencias del consumidor final.

LOS VALORES DE MARCA

Los productos Olimpia Splendid están pensados para satisfacer exigencias y resolver problemas, para simplificar la vida de quienes los utilizan.

LOS VALORES DE LA MARCA Y DE LOS PRODUCTOS:

  • Innovación
  • Tecnología Made in Italy
  • Sostenibilidad ambiental
  • Calidad de producto y de servicio
  • Diseño

 

Los orígenes

Olimpia Splendid nace en 1956, año en que Evilio Marchesi funda Olimpia como resultado de su amplia experiencia de trabajador metalúrgico adquirida en sus años de trabajo, dando vida a una empresa especializada en la manufactura de planchas de metal.

1950

El primer núcleo de la que se convertirá en la Olimpia Splendid de hoy, empresa italiana al 100% que se ha impuesto en el mundo gracias a productos totalmente innovadores, fue creada en 1956 en Gualtieri, provincia de Reggio Emilia. Había sido fundada como empresa artesana, pero ya en los años 60 adquirió dimensiones industriales y se convirtió en líder en la fabricación de cocinas y aparatos de calefacción. En los años 80 entró en el sector del acondicionamiento, destacando inmediatamente por algunas soluciones tecnológicas punteras. 

Años Sesenta

A lo largo de los años Sesenta, el pequeño negocio artesano se convirtió en una empresa industrial y, gracias a un patrimonio tecnológico cada vez más amplio y a una sólida vocación innovadora, comenzó a posicionarse como compañía líder en la fabricación de aparatos de calefacción de leña, gas y keroseno. 

Años Setenta

Los años Setenta dieron un impulso decisivo al crecimiento de la empresa:
la crisis petrolífera y la austeridad generalizada, condujeron a la Olimpia Splendid hacia un vertiginoso aumento de la demanda de estufas de leña, cocinas de gas y keroseno. Esta situación propició el aumento de las ventas de Olimpia, pasando de 2.500 cocinas vendidas en 1975 a más de 40.000 en 1980.

Años Ochenta

En los años Ochenta, con el final de la crisis, el mercado de las cocinas de leña sufrió una drástica caída, agravada por una coyuntura económica negativa.
No obstante, incluso en esta fase Olimpia Splendid pudo seguir creciendo, gracias a la entrada en la empresa de Fernando Marchesi y  a una sólida, radical y profunda orientación hacia la innovación, aplicada tanto al desarrollo del producto como a la comunicación. 

Años Noventa

Los años Noventa fueron el periodo de mayor desarrollo corporativo:
gracias a la calidad y al diseño de los productos y a las mejoras en el proceso de comercialización, Olimpia Splendid alcanzó el segundo lugar en la venta de acondicionadores portátiles en Italia, convirtiéndose en una de las tres compañías más importantes del mercado europeo.
En 1990, Olimpia Splendid lanzó “Grillo” y “Windy”, dos productos que, gracias a la innovación del circuito de doble tubo, revolucionaron el mercado de la climatización: por fin un climatizador portátil era capaz de refrescar una estancia sin necesitar agua.
En 1995 se constituyó el Grupo Olimpia Splendid, con una nueva organización corporativa para mejorar la coordinación de la producción y para responder con más eficacia a la demanda del mercado.
En 1997 se lanzó “Climapiù®”, la primera unidad de pared de Olimpia Splendid:
por vez primera, un climatizador era considerado un auténtico artículo de decoración, gracias a su sofisticado e innovador diseño.

Hoy

El año 2000 fue un momento crucial para la empresa :
este fue el año en que Olimpia Splendid presentó “Unico®”, el primer acondicionador de aire sin unidad exterior, que se convirtió en el producto estrella de la compañía.
El éxito de Unico® fue inmediato y ha ido creciendo año tras año.

Con el aumento de las instalaciones de climatizadores fijos, las fachadas de los edificios se iban cubriendo con grandes aparatos antiestéticos, que desfiguraban su aspecto. Como consecuencia, Unico se convirtió en la alternativa exclusiva para proteger la belleza de nuestras ciudades.

En el año 2004 destacó el nacimiento de “Issimo®”, presentado como el “primer portátil realmente portátil” gracias a su concepto exclusivo de diseño, que combina un pequeño tamaño con una gran flexibilidad.

Una vez más, la innovación del producto mostró la capacidad de la compañía para presentar soluciones punteras que son siempre “user-friendly”. Por este motivo, Olimpia Splendid invierte sistemáticamente en Investigación y Desarrollo y ha instaurado lazos estables de colaboración con importantes estudios de diseño (King & Miranda y Dario Tanfoglio).

Con la idea de que el futuro se inclinará cada vez más hacia los sistemas completos capaces de proporcionar bienestar en todos los ambientes y en todas las estaciones, en 2005 Olimpia Splendid se asomó al sector de la Hidrónica (sistemas de funcionamiento por agua), sumando la fabricación de esta tipología de máquinas a la de los productos de expansión directa. 
Para la fabricación de los nuevos sistemas hidrónicos, se construyó una planta exclusiva en Pieve di Bono (Innova) y aquí se creó “Bi2®”, un sistema con un terminal que enfría por ventilación como un ventiloconvector normal, pero que también emite calor como un radiador.

Unico®, Issimo®, Bi2® son solamente algunos ejemplos de cómo esta compañía italiana de tamaño medio ha logrado competir con las grandes multinacionales que dominan el mercado. Su fuerza reside en proponer productos altamente cualificados capaces de satisfacer necesidades reales, aunque a veces latentes, del cliente final.